Domingo, 26 de febrero de 2006
Publicado por Sil-Mar @ 16:00  | FABULAS
Comentarios (0)  | Enviar
Un poderoso se?or prepar? una hermosa fiesta e hizo saber que entregar?a un premio a quien se le ocurriera una idea original para divertir a sus invitados. As? se present? un buf?n que, seg?n dijo, estaba seguro de llevarse la recompensa.
El d?a de la fiesta la gente col] el sal?n. Apareci? el buf?n, escondi? la cabeza bajo la capa que llevaba y, con gran habilidad, imit? el gru?ido del cerdo. Grandes aplausos se oyeron al terminar, porque, aunque lo revisa ron, f?cil fue ver que no hab?a all? tal cerdo.
Un campesino, entre el p?blico, afirm? entonces que ?l lo sab?a hacer mejor y al d?a siguiente se present? a competir. Pero con gran disimulo, llev? escondido bajo sus ropas un cerdo verdadero. Gru?? el buf?n, y cuando toc? su turno al campesino, tir? de las orejas al animal que lanz? a su vez un poderoso gru?ido.
Todos los presentes se indignaron, y entre aplausos y vivas dijeron que el buf?n lo hab?a hecho mucho mejor.
S?lo cuando el granjero mostr? el cerdo, comprendieron su equivocaci?n.

Hay que aprender a distinguir bien lo verdadero de lo falso, para no dejarnos enga?ar nunca por las apariencias.

(Fedro)

Comentarios