Viernes, 07 de octubre de 2005
?Qu? multitud y qu? variedad de seres se van descubriendo d?a a d?a! Hasta se van descubriendo nue vos mundos y el hombre va conquistando nuevos espacios inmensos.
Sin embargo, hablando con propiedad, s?lo hay dos seres en todo el Universo: Dios y yo. S?, porque Dios est? en todo lo creado, est? en todos los hombres y yo frente a El, vi?ndolo en todo y en todos. Nada hay, de lo que yo pueda prescindir, como tampoco nada hay que pueda prescindir de m?; ?sa ser? la ?nica forma de beneficiarme yo de todo y de todos.
Todos formamos una sola unidad y, entre los elementos integrados de esa unidad, se da una interrelaci?n, que la vincula y hace que unos dependan de los otros.

"Las Sagradas Escrituras son, en el di?logo mismo, instrumentos preciosos en la mano poderosa de Dios, para lograr aquella unidad, que d Salvador presenta a todos los hombres" (U R, 2 1) . Dios es el Dios de la unidad y no de la divisi?n; cuanto tiende a fructificar la unidad, viene de Dios; cuanto disuelve o afloja la unidad, no puede venir del Esp?ritu de Dios.
Comentarios