Domingo, 10 de julio de 2005
La fe no es un producto de la raz?n, sino que es un don de Dios; en consecuencia, no llegar?s nunca a la fe, discurriendo t?, sino solamente Dios te la puede dar; y ciertamente te la dar? si t? eres suficientemente humilde para esperarla de El y nada m?s que de El; pero si pretendes alcanzarla por ti mismo, no llegar?s a la fe nunca.
?Cu?l ser? tu responsabilidad, si no tienes fe? El no haberte dispuesto con suficiente humildad; a Dios solamente se le puede ver cuando se pone uno de rodillas, por m?s que nos duela doblar nuestras rodillas y por m?s que juzguemos que esa posici?n es indigna de un hombre.
La experiencia del mundo nos ha llevado al convencimiento de que el que no se arrodilla ante Dios, no tarda en arrodillarse ante los hombres; y esto s? que es humillante; como Dios est? en tu interior, si caminas con la cabeza demasiado erguida, nunca ver?s a Dios; pero si la inclinas, como mir?ndote a ti mismo, a tu interior, all? lo podr?s descubrir con facilidad.

"El que crea y sea bautizado, se salvar?; el que no crea, se condenar?" (Mc. 16, 16). "Na die puede venir a m?, si el Padre, que me ha enviado, no lo atrae" (Jn. 6, 44).
Comentarios